Idiomas

Latín

En el siglo V antes de Cristo el latín (nombre original – Lingua Latina) era una de muchas lenguas italianas, distinguidas en la parte central de Italia. El latín se usaba en la provincia, famosa bajo el nombre de Latium (actualmente – Lacio), y Roma era una de las ciudades de esta provincia. Las inscripciones más antiguas en el latín se registraron en el siglo VI antes de Cristo y se hicieron con el uso de alfabeto a base de la escritura etrusca.

La influencia constante de Roma se distribuyó en otras partes de Italia y a través de estas provincias penetró a Europa. Más tarde el Imperio Romano conquistó Europa, Norte de África y Oriente Medio. En todas las partes del Imperio, el latín fue utilizado como la lengua de la ley y el gobierno, y poco a poco como la lengua de uso cotidiano. Para los romanos la alfabetización era algo típico, y muchos de ellos leyeron las obras de famosos autores latinos.
Mientras tanto, en el este del Mediterráneo el griego seguía siendo la lengua franca y los romanos educados dominaban los dos idiomas. Los ejemplos más antiguos conocidos de la literatura latina son las traducciones de obras griegas y manual de agricultura de Cato al latín del año 150 antes de Cristo.
Las primeras traducciones conocidas de la literatura latina son las traducciones de las obras griegas y manual de agricultura de Cato al latín del año 150 antes de Cristo.

El latín clásico, que se utilizó en las primeras obras de la literatura latina, tenía muchas diferencias comparando con la lengua hablada, denominada latín vulgar. Sin embargo, algunos escritores, tales como Cicerón y Petronio, utilizaban en sus obras el latín vulgar. Con el tiempo las variantes lingüísticas del latín se estaban alejando cada vez más y más de la variante estándar y normativa y, poco a poco, a su base se formaron las lenguas italianas/romances (italiano, francés, español, portugués, rumano, catalán, etc.).

Incluso después de la caída del Imperio Romano de Occidente en el año 476, el latín se siguió utilizando como lengua literaria en Europa occidental y central. Hubo una gran cantidad de literatura medieval en latín de varios estilos, de obras científicas de escritores irlandeses y anglosajones a cuentos simples y sermones destinados al público en general.
Durante el siglo XV el latín empezó a perder su posición dominante y la condición del principal idioma de ciencia y religión en Europa. Su lugar fue ocupado por las variantes escritas de las idiomas europeos locales, cuya mayoría se formó a base del latín o sintió su influencia.
El latín moderno se utilizaba por la Iglesia rimo-católica hasta la mitad del siglo XX, y actualmente, en cierta medida, sigue su existencia, especialmente en Vaticano, donde está reconocido como uno de los idiomas oficiales. La terminología latina se utiliza mucho por los biólogos, paleontólogos y otros científicos para los nombres de especies y medicamentos, tanto como por los médicos y abogados.

Alfabeto latín

Los romanos utilizaban sólo 23 letras para la escritura en latín:

Alfabeto latín

En latín no había letras minúsculas. Las letras I y V se podían utilizar como consonantes y como vocales. Las letras K, X, Y y Z se utilizaban sólo para escribir las palabras de origen griego

Las letras J, U y W se añadieron al alfabeto más tarde para la escritura en otros idiomas, no en latín

La letra J es la variante de I y se introdujo en el uso por primera vez por Pierre de La Ramée en el siglo XVI.

La letra U es la variante de V. En el latín el sonido /u/ se expresaba por la letra v, por ejemplo IVLIVS (Julius).



Primeramente, la letra W fue la v doble (vv) y se utilizó por primera vez por antiguos copistas ingleses en el siglo VII, aunque para la transmisión del sonido /w/ en escritura fue más distinguida la letra rúnica Wynn (Ƿ). Después de la conquista de normanos la letra W se hizo más distinguida y hasta el año 1300 sustituyó por completo la letra Wynn.

La transcripción fonética reconstruida del latín clásico

Vocales y diptongos

Vocales y diptongos latín

Consonantes

Consonantes latín

Notas

  • La longitud de vocales no aparecía en la escritura, aunque en ediciones modernas de los textos clásicos para indicar las vocales largas se utiliza el macrón (ā).
  • La pronunciación de las vocales cortas en la posición media se diferencia: E [ɛ], O [ɔ], I [ɪ] і V [ʊ].

Transcripción fonética del latín religioso

Vocales

Vocales del latín religioso

Diptongos

Diptongos del latín religioso

Consonantes

Consonantes del latín religioso

Notas

  • Vocales dobles se pronuncian por separado
  • C = [ʧ] ante ae, oe, e, i o y, y [k] en cualquier otra posición
  • G = [ʤ] ante ae, oe, e, i o y, y [g] en cualquier otra posición
  • H no se pronuncia, a excepción de las palabras mihi y nihil, donde se pronuncia el sonido /k/
  • S = [z] entre vocales
  • SC = [ʃ] ante ae, oe, e, i o y, y [sk] en cualquier otra posición
  • TI = [tsi] ante la vocal a y después de todas las letras, excepto s, t o x, y [ti] en cualquier otra posición
  • U = [w] después de la q
  • V = [v] al comienzo de una sílaba
  • Z = [gs] al comienzo de la palabra ante las vocales, y [ks] ante las consonantes o al final de la palabra

Ve también